Cómo afecta el frío a nuestra salud.

   Estamos en Invierno, las bajas temperaturas traen consigo las típicas imágenes de pañuelo con sus correspondientes narices coloradas por la irritación. Pero aparte de la incomodez de vestir varias capas de ropa como si fuésemos una cebolla o la desagradable sensación que el frío deja en nuestro cuerpo, sabemos ¿cómo afecta el frío a nuestra salud? ¿es perjudicial esta bajada de temperaturas para nuestro organismo? la respuesta es sí, y os contaremos porqué.   Varios estudios, concretamente uno desarrollado en Reino Unido, nos cuenta que por cada grado de temperatura que baja de los 18ºC, las muertes aumenta hasta en un 1.5%. Con la bajada de temperaturas, aumenta el número de derrames cerebrales, ictus o infartos, en general todo lo relacionado con el sistema circulatorio, aparte de los ya sabidos y típicos problemas con las gripes o simples resfriados.cómo afecta el frío a nuestra salud

   Pero ¿por qué afecta la bajada de la temperatura a los problemas cardíacos? Pues bien, el descenso de grados centígrados, lleva consigo que el cuerpo pierda más calor que el que puede generar, por lo que los vasos sanguíneos se contraen para evitar esta pérdida de temperatura y conservar el calor corporal.

   También cabe comentar, que la densidad de la sangre varía con la temperatura, su composición cambia, y esto junto con la contracción de los vasos sanguíneos, hace que nuestro motor, el corazón, tenga más trabajo a la hora de bombear la sangre por nuestro organismo. Ya sabéis, a más frío, más probabilidad de sufrir coágulos y con ello vienen los problemas.

   Los grupos de personas a las que más afecta estos cambios son los niños, ancianos o aquellos sujetos que tienen las defensas bajas por cualquier otro motivo.

  Por otro lado, lo más habitual es el aumento de gripes, resfriados u otras infecciones relacionadas. Todo el sistema respiratorio se ve comprometido, y su defensa más socorrida es la fabricación de mucosa para evitar la intrusión de patógenos intrusos que afecten a nuestro organismo. Pero hasta esa mucosa cambia en su composición con el frío, se vuelve más densa y con ello pierde efectividad.

   La gripe, está todo el año acechando, pero estudios demuestran que es con la bajada de las temperaturas, cuando se vuelve más peligroso el virus. Toman unas capas de protección que evita en mayor medida su destrucción y con ello aumenta el riesgo de padecer esta incómoda enfermedad.

   Ya sabéis, hay que abrigarse e intentar mantener la temperatura donde nos encontremos entre 19º y 21º, con el frío la presión arterial sube y ahí también vienen los problemas, ¡atención hipertensos!

  problemas del frioOtro tema son las temperaturas extremas, que no sólo tienen que sufrir necesariamente grupos como alpinistas. Desgraciadamente, en cualquier ciudad se puede ver en las épocas más gélidas a gente sin techo que habitan en la calle y que sólo tienen el resguardo de un frío cartón. Grupos como estos tienen riesgo de sufrir hipotermia o incluso congelación de alguna parte de su cuerpo. La solución en algunos casos puede llegar tarde.

   Como hemos visto, el frío no es beneficioso para nuestro cuerpo, y en épocas frías, lo normal es sufrir una gripe o al menos un resfriado. Debemos abrigarnos bien y cuidar de aquellos grupos más desfavorecidos o sensibles a esto, una taza de cacao o café caliente no se le debería negar a nadie. Además, apuntaros uno de los mejores modos de combatir el frío: ejercicio.

<span class="genericon genericon-category"></span>

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *